Úlcera corneal: Tratamiento para las úlceras en los ojos

ulceras-en-los-ojos

En primer lugar, tenemos que realizar la definición de la córnea como la membrana transparente de la parte frontal del ojo. Es por ello que una úlcera corneal es una erosión que se produce en esta capa externa y, con frecuencia, causa o es causada por una infección.

Los síntomas más frecuentes de las úlceras corneales son la visión borrosa, la picazón, los ojos llorosos y muy doloridos, y el parche blanco en la córnea (asociado al herpes).

Otros síntomas son muy parecidos a los que se producen con la conjuntivitis, es decir, que el ojo parece muy rojo o que este está inyectado en sangre.

Causas de las úlceras en los ojos

Las causas de las úlceras corneales son muy variadas. Estas, en primer lugar, pueden producirse por un abuso en el uso de lentillas.

En segundo lugar, pueden producirse por queratitis micótica; esto se debe a la involucración de material vegetal, y se puede dar bien en personas inmunodeprimidas, pero además también puede aparecer la úlcera corneal por herpes, es decir, por una infección vírica que puede estar provocada por muchas causas, como por ejemplo, la exposición al sol o al estrés, ya que es muy importante la salud mental para entender la salud física o cualquier otro tipo de enfermedad, alteración o estímulo que produzca alteraciones en el sistema inmunitario.

Otro de los motivos por los que pueden sufrirse las úlceras o infecciones corneales es por cuerpos extraños en el ojo por una sequedad severa en estos mismos por diversos trastornos inflamatorios y por párpados que no cierran bien, como la parálisis de Bell.

Respecto al tener la prueba definitiva de que se padece esta enfermedad, se puede realizar por diferentes métodos diagnósticos, como por ejemplo, el examen de restauración exámenes para observar la agudeza visual o para observar la resequedad en el ojo la queratometría y análisis de los raspados de la úlcera.

Tratamiento de las ulceras corneales

Para tratar las úlceras corneales hay que leer por qué se han producido, es decir, hay que atender a la causa. No es lo mismo una úlcera micótica que otra otra úlcera que se ha producido, por ejemplo, por el abuso de lentes de contacto.

En el segundo caso la solución sería mucho más sencilla, y consistiría en la no utilización de lentillas durante un cierto periodo de tiempo hasta que la córnea naturalmente se rehabilite.

Es por ello que es muy importante identificar cuál es la causa exacta ya que así se podrán prescribir los medicamentos adecuados para tratar el herpes los virus o los hongos que hayan producido la infección.

Los tratamientos médicos se fundamentan en dos pretensiones: la primera es la toma de los gestos. En segundo lugar, evitar la utilización de lentillas o lentes de contacto y usar parches oculares y gafas que protejan para evitar que la infección se vuelva más grave.

Es importante destacar que esta es una enfermedad grave, es decir, no hay que tomársela a broma ya que puede producir cicatrices en la córnea con su consecuente pérdida de visión, o en el peor de los casos, la pérdida del ojo. No obstante, esto suele ser muy infrecuente.

En caso de que tenga usted  el temor de padecer esta enfermedad, lo primero que tiene que hacer es acudir a un facultativo para que realice el correspondiente examen.

Úlcera corneal: Tratamiento para las úlceras en los ojos
Vota este artículo