Accidentes eléctricos

accidente-electrico-que-hacer

Para entender por qué se producen los accidentes eléctricos, en primer lugar, hay que reseñar que las instalaciones eléctricas normalmente suelen estar anticuadas. Esto se debe a su deterioro, a la falta dispositivos de seguridad, a problemas de sobrecarga eléctrica y otro tipo de problemas que dan lugar a que se produzcan accidentes eléctricos.

Las quemaduras eléctricas

Las quemaduras eléctricas son lesiones producidas por el efecto de la temperatura de la electricidad. Estas producen graves alteraciones en nuestro cuerpo, y eso se debe a que la corriente eléctrica se traslada por los vasos sanguíneos por los nervios, es decir, por el sistema nervioso central y periférico lo cual produce o puede producir daños irreversibles.

Esto puede producir lo que se denomina efecto tetanizante, es decir, se producen violentas contracciones musculares que pueden llegar a ocasionar fracturas en huesos y tendones y en articulaciones. Además el principal efecto de los accidentes eléctricos es la electrocución. Esto es, se produce una excesiva estimulación de las células de tal forma que éstas se colapsan.

¿Cómo actuar ante un accidente eléctrico?

Es fundamental saber cómo actuar ante los accidentes eléctricos. En primer lugar hay que tener en cuenta las tres primeras líneas de todo sistema de prevención y de primeros auxilios, es decir, proteger, avisar y socorrer. Lo fundamental es procurar que el accidentado deje de recibir la corriente eléctrica, es decir, evitar que el daño que produce la electricidad se siga produciendo.

Si una persona se ha visto envuelta en una corriente eléctrica, hay que tratar de desconectar la fuente de esta misma.

Si se puede desconectar y este queda liberado, hay que comprobar si se encuentra consciente o inconsciente.

Si no se puede desconectar, lo que hay que hacer es tratar de desconectar de cualquier forma posible, como por ejemplo intentar desactivar el mecanismo. Pero siempre hay que realizarlo con la debida protección.

Si lo has intentado y el perjudicado está consciente hay que comunicarlo inmediatamente a las emergencias para que éstas acudan. No obstante si está inconsciente hay que practicar los primeros auxilios.

En primer lugar hay que hacer una evaluación primaria, esto es, establecer cuáles son los signos vitales del accidentado como la conciencia, el pulso y la respiración.

Si el accidentado se encuentra inconsciente, en primer lugar, hay que aplicar primeros auxilios como puedan ser la respiración asistida o cambio por la reanimación cardiopulmonar a un masaje.

En segundo lugar hay que realizar una evaluación secundaria, es decir, comprobar si hay algún tipo de quemadura externa u otro tipo de heridas, o si tiene o presenta hemorragia externa o interna.

Una vez realizadas estas comprobaciones hay que seguir el método de los primeros auxilios para conseguir que el accidentado se encuentre bien y se recupere de las lesiones del mejor modo posible. Lo que nunca hay que hacer en caso accidente eléctrico es menospreciarlo, es decir, pretender hacer como si no pasara nada e intentar liberar al accidentado sin ningún tipo aislante.

Tampoco se puede aplicar hielo o pomadas a las quemaduras eléctricas ya que únicamente se puede aplicar en esas zonas el suero correspondiente. Y en tercer lugar, lo que nunca se puede realizar es el abandono de la víctima hasta que lleguen los enfermeros y los médicos a comprobar su estado. Es vital estar con él por si se encuentra consciente mejorar su estado psíquico o si se encuentra inconsciente prevenir que no sufra más daños.

Prevenir accidentes eléctricos en casa

En primer lugar, es fundamental dejar fuera del alcance de los niños cualquier tipo de enchufe o aparato eléctrico que no tengan edad para manipular. En segundo lugar lo fundamental es no acercar los aparatos eléctricos al agua.

Muchas muertes se han producido por secadores que han caído sin querer en un descuido a la bañera.

Tampoco hay que utilizar cables que se encuentran deteriorados, es decir, el cableado eléctrico se tiene que encontrar en perfecto estado y además de ello se recomienda como medida de precaución que antes de utilizar aparatos eléctricos hay que informarse de su uso y leer el manual de instrucciones.

Accidentes eléctricos
Vota este artículo